A disfrutar del verano. Sé un cabecita loca.

A disfrutar del verano. Sé un cabecita loca.
19/07/2019 BodegasSalas

Porque no se quede todo en un sueño

Son las seis de la tarde, de un viernes cualquiera del mes de Julio. La cabeza empieza a soñar con el destino al que nos va a guiar este fin de semana. En mi caso va a ser reunión con los amigos que no suelo ver durante el resto del año, en Blesa, un pequeño pueblo de la provincia de Teruel. Va ser verdad que Teruel también existe…

Este fin de semana será de vermuteos, de repasar todas las anécdotas que nos han ocurrido durante el año, de contarnos nuestras alegrías y tristezas. Yo creo que va ser el momento ideal de abrir el vermouth Cabecita Loca y tomarnos unos vasos entre chapuzones y risas.

Así entre vermouths , cotilleos, chafardeos y risas -muchas, muchas risas- iremos matando la mañana hasta que nos dirijamos a un corral cualquiera y realicemos una rica paella. Para mí, que soy buen cocinero, el arroz tiene que ir igual de regado que mi cuerpo, así que un poquito de blanco para él y para mí en este caso va a ser una buenísima sangría cabecita loca. Si la compañía es magnífica, ¿por qué vas a fallar con las bebidas?

Veinte minutos cocinando, cinco minutos comiendo (si es que estaba de muerte la paella que le vamos a hacer), y tres horas de sobremesa (aquí si que nos hemos desquitado un poco) en la cual ha triunfado nuestra última incorporación la Ginebra Cabecita Loca, la cual su base es el alcohol de vino.

Y…. de repente oigo un golpe que me sobresalta, me despierto salibando , recreandome todavía en esa paella regada con esa sangría, en los combinados que me he tomado…. Vamos que esta vez ha sido un gran sueño, pero mañana mismo espero convertirlo en realidad.

Es por eso, porque queremos que todos vostros tengais también grandes sueños y que os parezcais a mí,  cada día un poco más cabecitas locas, que hemos realizado este pack en el que incluimos una botella de ginebra , una de sangría y una de vermouth Cabecita Loca.

Sé un Cabecita Loca